lactancia dermatitis nursicareSon muchos los beneficios que tiene dar el pecho a tu hijo. Por eso, cada vez más madres apuestan por hacerlo, aunque se tengan que enfrentar a diferentes retos para conseguir una lactancia materna exitosa. Es cierto que gracias a las recomendaciones de médicos, enfermeras y matronas las madres cada vez tienen más claro las muchas ventajas que presenta este tipo de alimentación. Pero también les motiva el conocer estudios que muestran alguna de sus muchas bondades. Hoy te contamos uno de los últimos que hemos conocido, afirma que la lactancia protege de la dermatitis.

¿Cómo es el estudio que afirma que la lactancia protege de la dermatitis?

En la reunión anual de la Academia Americana de Alergia, Asma e Inmunología se han presentado las conclusiones preliminares de un estudio que muestra que la lactancia protege de la dermatitis. La investigación muestra que dar en exclusiva pecho durante los tres primeros meses del bebé reducen de forma importante las posibilidades de sufrir dermatitis a los 6 años, en comparación a los niños que nunca tomaron este tipo de leche o lo hicieron durante menos tiempo.

La dermatitis es un enfermedad que padecen muchos bebes y niños y que puede desaparecer con el paso de los años. Su síntoma principal son los eccemas que aparecen en la piel y que causan picor. Se trata de una enfermedad genética en la que también influye el ambiente en el que se cría el niño. Pero a día de hoy, a pesar de ser tan común, se desconoce la mejor forma de prevenir su aparición.

Katherine M. Balas, que es asistente de investigación en el centro Children´s National y autora principal de este estudio, dice que recopiló los datos del Estudio de Prácticas de Alimentación Infantil II, co-dirigido por los CDC y la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) de 2005 a 2007, también el examen de seguimiento realizado en 2012.

En dicho estudio de seguimiento se tuvo en cuenta la dieta de unas 2.000 mujeres en el tercer trimestre de embarazo, además se estudió la alimentación llevada por los bebés a lo largo de su primer año de vida. Se analizaron los patrones de salud, alimentación y desarrollo de unos 1.500 niños de todos los hijos de la mujeres que participaron en la investigación hasta que cumplieron 6 años.

De todos los niños unos 300 habían tenido dermatitis en algún momento de ese tiempo, mientras que el 58,5 % de los menores de 6 años la padecían cuando se efectuó el seguimiento. Cabe destacar que aquellos niños que tenían un nivel socioeconómico más alto o antecedentes familiares por alergias alimentarias tenían más posibilidades de tener dermatitis.

Sin embargo, Katherine M. Balas comenta lo siguiente sobre los niños que participaron en el estudio:

“Los niños que fueron amamantados exclusivamente durante tres meses o más tuvieron una probabilidad significativamente menor de tener eccema persistente a los 6 años, en comparación con sus compañeros que nunca fueron amamantados o que fueron amamantados durante menos tiempo. Si bien la lactancia materna exclusiva no puede evitar que los niños desarrollen eccema, puede protegerlos de sufrir brotes prolongados”.

Sin duda, un beneficio más de la lactancia materna para los niños. Conocer este tipo de estudias ayudará a muchas madres a apostar por esta alimentación tan beneficiosa para tus hijos.